Protocolo Fénix
Puntuación: 0+x


La muerte es algo natural, por lo que ningún investigador o agente puede ser seleccionado para el protocolo Fénix sin la previa autorización de la mayoría del Magnorum Undecim y el apoyo del líder actual de Comité de Ética y Justicia.


~ Dr. Lenard. Expresidente del Comité de Ética y Justicia

Resumen: El protocolo Fénix es realizado cuando un investigador o agente muere de forma repentina antes de realizar un informe, o terminar una investigación, este proceso solo puede ser efectuado una vez por persona y durar como máximo una semana. En casos casos de extrema necesidad puede durar como máximo medio año, esto debido a que mientras más tiempo dure el alma en un cuerpo ajeno al suyo más probabilidades hay de que el alma se fracture o destruya1, imposibilitando el proceso postmortem del alma.

Proceso: El protocolo Fénix debe de ser realizado por mínimo tres magos necrománticos, tres bioalquimistas y un espiritista categorizado como férreo. En caso de que el protocolo Fénix sea realizado en personal de nivel tres o superior el Dr. Geist debe de estar presente para supervisar el proceso.




En el momento que el comandante Isaías Ridlek despertó sabía que algo andaba mal, él debería de estar muerto, lo ultimo que vio fue una bala acercándose lentamente a su rostro. Analizo la situación, no podía abrir los ojos, su cuerpo se encontraba ligeramente entumecido, sentía que estaba dentro de un liquido más viscoso que el agua, no podría dar una temperatura exacta, más se sentía tibio. Había algo raro, podía sentir su pierna izquierda, eso no era normal, su pierna izquierda había sido amputada hace trece años debido a complicaciones tras un operativo y fue remplazada por una pierna robótica.

— Es hora de que abra los ojos, comandante Ridlek — La fría voz de Geist le activo un impulso reflejo e hizo que se pusiera recto e inmediatamente abrió los ojos.

Estaba sumergido en un liquido de color naranja, en un cuerpo que no era el suyo. Lo rodeaba gente muy importante. ¿Qué había pasado?

Ahora lo recordaba, la operación Zihix. El liquido naranja fue bajando por un desagüe, el ahora cuerpo de Isaías se sentía pesado, después de vomitar todo el liquido naranja que estaba en sus pulmones pudo sentir el aire y la vida nuevamente. Estaba irritado, nunca esperó que fuera necesario realizar el Protocolo en su vieja alma.

Una vez estuvo limpio y vestido fue rodeado por el alto mando.

— ¿Y bien? — Pronuncio Geist en su habitual tono frío.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License